1. Home
  2. »
  3. Blog
  4. »
  5. La COP 26: El sector financiero protagonista
BLOG
La COP 26: El sector financiero protagonista
Hace 7 meses
Blog de una serie de notas sobre la vigésimo sexta Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP 26) y balance de sus resultados.

Por Gianleo Frisari (BID), Micaela Carlino (FTDT).

Es evidente la creciente relevancia del sector financiero en el cumplimiento de los compromisos públicos y privados necesarios para limitar el calentamiento global dentro de los niveles establecidos en el Acuerdo de París y confirmados con el Pacto Climático de Glasgow.

Por cierto, en el día de las finanzas en la COP26 – ¡primera vez que ocurre este hecho! – con líderes políticos, empresariales y de la política mundial debatieron el papel del dinero en la consecución del objetivo carbono neto cero en todo el mundo. Justamente, los gobiernos, los bancos centrales y los supervisores y reguladores internacionales, las instituciones de financiamiento del desarrollo y los bancos e instituciones financieras internacionales se reunieron durante un día completo «con un propósito común tan claro: cumplir la promesa, hecha en París hace seis años, de dirigir la riqueza del mundo para proteger nuestro planeta». (Discurso del Canciller del Reino Unido en la COP26 de Glasgow, 3 de noviembre de 2021).

El reto es desplegar la inversión necesaria para alcanzar los objetivos de neutralidad neta o de carbono cero en todo el mundo. El objetivo del día era debatir cómo el sector financiero puede apoyar el cumplimiento de los objetivos del Acuerdo de París, mediante la canalización del financiamiento hacia actividades bajas en carbono, gestionando al mismo tiempo los riesgos financieros que plantean los impactos de los fenómenos climáticos (tanto los cambios crónicos como los fenómenos extremos) y la necesaria transición hacia el abandono de las actividades económicas que no son compatibles con los límites al aumento de la temperatura global.

En este sentido, se asumieron compromisos significativos por parte del sector público para apoyar la movilización de capital necesaria para apoyar la transición hacia modelos económicos más sostenibles:

• Los reguladores y supervisores han avanzado significativamente en la comprensión del riesgo que supone el cambio climático para la estabilidad y el funcionamiento eficiente de los mercados financieros. El NGFS ha celebrado que se alcanzaron los 100 miembros y ha desarrollado instrumentos de gestión de riesgos (análisis de escenarios, pruebas de resiliencia), y ha lanzado un compromiso de acción para todos sus miembros.

• Los requisitos de transparencia y divulgación de la exposición al clima son cada vez más comunes en muchas jurisdicciones -y obligatorios en algunos países como el Reino Unido, Francia y Nueva Zelanda- y las NIIF lanzaron un nuevo organismo de normalización, el ISSB, que cuenta con el apoyo de la OICV y fusiona dos marcos existentes de información sobre sostenibilidad para crear una norma internacional armonizada.

• Los bancos centrales han comenzado a incorporar objetivos de emisión en sus propias operaciones, por lo que la política monetaria también cambiará.

• Desde la comunidad de donantes, se ha hecho una sobria evaluación de los esfuerzos realizados hasta ahora y del fracaso en el cumplimiento del objetivo de 100.000 millones de dólares anuales en financiamiento climático de Países Desarrollados a los Países en Desarrollo para 2020, con las principales deficiencias derivadas de la movilización de recursos privados. No obstante, la OCDE estima que el objetivo de los 100.000 millones se alcanzará y superará en 2023, principalmente por los nuevos compromisos anunciados en la COP26, especialmente para financiar la adaptación y la resiliencia, y un nuevo énfasis en el uso del financiamiento para el desarrollo como catalizador de los recursos del sector privado.

Por otra parte, el sector privado se hizo presente en la COP26 con el lanzamiento de la mayor coalición hasta la fecha de instituciones financieras comprometidas con el logro de emisiones netas cero: la Alianza Financiera de Glasgow para la Red Cero (GFANZ). Encabezada por Mark Carney, la coalición sumó los compromisos de más de 500 instituciones financieras -entre ellas propietarios de activos, gestores de inversiones y bancos- que controlan un total bruto de 130 billones de dólares. Estas instituciones -que en el caso de América Latina incluyen a Bradesco, Banorte, Bancolombia, Itaú, Promerica, BancoEstado– se comprometieron a desarrollar modelos de negocio alineados con el objetivo de limitar el aumento de la temperatura mundial a 1,5º C establecido en el Acuerdo de París, estableciendo e informando sobre los objetivos de reducción de emisiones a corto y medio plazo. El GFANZ supervisará, recopilará e informará de este esfuerzo colectivo anualmente, midiendo el progreso y aumentando la ambición de forma gradual.

Por otra parte, en la medida que los bancos centrales comiencen a supervisar más activamente los riesgos financieros relacionados con el clima, y las empresas tendrán que demostrar su capacidad para entender y gestionar estos riesgos. Los impactos físicos del cambio climático son una fuente de riesgos material y cada vez más inmediata para las empresas. En ausencia de políticas climáticas, las pérdidas esperadas de los bancos seguirían aumentando de forma no lineal a lo largo del tiempo debido a la naturaleza irreversible del cambio climático.

Los criterios ASG más amplios están pasando a primer plano, con la deforestación y la biodiversidad como algunos de los temas principales. Más de 30 instituciones financieras se comprometieron a eliminar de sus carteras commodities agrícolas que provoquen la deforestación al 2025. Esto forma parte de un interés más amplio por los temas «A» más allá del clima y de un cambio hacia una producción más sostenible.

Los cambios posteriores a la COP26 en el sector financiero se perfilan como monumentales, reflejando un sentido unificado de la urgencia, pero también la gravedad de los desafíos que se avecinan.

This post is also available in: Inglés

ÚLTIMOS BLOG POSTS
Plan para que Empresas Divulguen Emisiones y Riesgos Climáticos
La Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por su sigla en inglés), órgano rector de la operatoria bursátil en Estados Unidos, planea exigir a todas las empresas que cotizan en bolsa que divulguen sus emisiones de gases de ...
Hace 4 meses Leer más
La COP 26: El financiamiento sostenible en el núcleo de la atención
Si la COP26 en Glasgow no habrá de ser recordada por haber alcanzado un acuerdo ambicioso (como el de París o Kioto), si lo será por ser predominantemente la COP de las finanzas. Empresas, bancos y las coaliciones que...
Hace 7 meses Leer más
La COP 26: Adaptación y Pérdidas y Daños, sube el reconocimiento, pero sigue la poca acción
El Acuerdo de París (AP) incluye un objetivo global de adaptación a los impactos adversos del cambio climático – en el artículo 2 (b). En la COP26 se hicieron públicas nuevas promesas financieras para apoyar a los paí...
Hace 7 meses Leer más